30 enero 2007

Presos Políticos y condena a muerte

x Askapena




En estas dos últimas semanas el clima político soporta la convulsión que generan los sucesivos atentados del Estado. No se ha disipado las gigantesca nube que levantó el atentado de Barajas; ni tampoco los empeños por reflotar el proceso de conversaciones que, aparentemente, quedaba hundido. En este contexto hay que situar los dos gravísimos atentados judiciales que se han sucedido uno tras otro.

Nos referimos a la sentencia del Tribunal Supremo condenando a 6 años de cárcel a 23 jóvenes por pertenecer a una organización juvenil. El segundo es la decisión de la Audiencia Nacional de mantener al preso político Iñaki de Juana en la misma situación en la que se encuentra, es decir, al borde de la muerte. Dos hechos que merecen nuestro análisis.


Presos políticos

El Estado español, y todos sus muchos aliados, mantienen un interés obsesivo y permanente por deslegitimar la lucha soberanista de nuestro pueblo. De un modo especial, tratan de desfigurar la caracterización de las personas que están presas como consecuencia de este agudo conflicto político. Según los voceros del Estado, a las personas cautivas no se les puede conceder el tratamiento de presos políticos, se trata, simplemente, de criminales que soportan cárcel por haber ejercido acciones de terrorismo. Los dos hechos a los que aludimos dejan muy cuestionada esta teoría.

El Tribunal Supremo ha condenado a 23 jóvenes vascos nada menos que a 6 años de cárcel. ¿Su delito? Pertenecer a una organización juvenil independentista a la que, previamente, el Estado español había declarado terrorista dentro de la "cruzada antiterrorista" a la que se alistó el Estado español en tiempos de Aznar junto a Bush y Blair. La justicia española no se fundamenta en hechos sino en las catalogaciones políticas que hace el Estado respecto de sus enemigos. La sentencia no demuestra ni prueba que estos jóvenes hayan participado en ningún atentado, que incurran en tenencia o traslado de armas. Nada de nada. La base jurídica, por llamarle de alguna forma, es la teoría instaurada por el Juez Garzón y la Audiencia Nacional, de que todo el que coincide con los objetivos independentistas de ETA, es ETA.

El otro hecho que despeja dudas es el caso de Iñaki de Juana. En su juventud se alistó en ETA y participó activamente en la lucha armada. Fue detenido y recibió el trato que el Estado español da a los militantes vascos: captura, detención incomunicada, torturas crueles, condena firme y severa a 20 años de cárcel, cumplimiento íntegro de la condena. El año 2000 se le negaron todas las redenciones de pena a las que se había hecho acreedor según la legislación española vigente. El secuestrado escribió dos artículos de opinión denunciando su situación que no merecieron ningún comentario. El año 2004 debía de salir en libertad pero una conjura de poderes lanzó el mensaje de que había que impedirlo por todos los medios. Como no había ninguna base legal para mantenerlo en prisión, se le inculpó de terrorismo por haber escrito dos artículos de prensa y se solicitaron contra él 96 años de cárcel. Sin duda ninguna, un delito de opinión que ratificaba su condición de preso político. A partir de ese momento continuaba en la cárcel en calidad de secuestrado por el Estado sin base legal alguna.

Separación de poderes

Sólo los ingenuos o los interesados se creen semejante falacia. El Gobierno español advirtió tras el coche bomba de Barajas que cada atentado tendría su reflejo en el mundo de las cárceles. Y así ha resultado.

El enjuiciamiento de los jóvenes tiene su inicio en una justicia marcada por el impulso político: El Gobierno de Aznar instrumentaliza la judicatura como estrategia política contra la disidencia y ésta se presta a colaborar. La sentencia firme del Supremo condenando a cárcel tiene mucho que ver con el clima de venganza que se ha impuesto en el Estado tras la acción de ETA.

En el caso de Iñaki, la confusión de poderes todavía es más notoria. Los medios de comunicación orquestaron un linchamiento social en el 2004 para que no pudiera salir de la cárcel a pesar de tener cumplida la condena. El Ministro de Justicia (¡que nivel de independencia y de justicia!) tranquilizó a los poderes fácticos y reaccionarios advirtiendo: ?se construirán los cargos que hagan falta para que no pueda salir libre?. Escandalosamente, esa misma persona sigue como Ministro de Justicia. Como no se encontraba ningún pretexto, se echó mano de los dos artículos citados alegando que encerraban veladas acusaciones. Nadie había apreciado amenazas en ambos escritos hasta que hubo que crear algún nuevo "delito". En base a los dos escritos se le abría una nueva inculpación con una petición de pena de 96 años de cárcel. El secuestrado se enfrentó al derecho penal del enemigo con la única acción política que tenía en sus manos: la huelga de hambre. Cuando el pulso político se endurecía, la justicia trató de desactivar la protesta prometiéndole una reducción de pena de 96 a 2 años. Lo engañaron. Una vez que Iñaki depuso su protesta, el Estado le impuso 12 años de cárcel por los dos artículos. Iñaki, haciendo gala de un valor heroico, reanudó la huelga que lo tiene al borde de la muerte.

La propia "justicia" que lo condeno intentó hacer un movimiento político para evitar una muerte inminente y a todas luces injusta. La lucha política entre el PSOE y el PP hizo el resto. Este recurrió a sus jueces afines para evitar la maniobra e incrementar el conflicto. Aprovechando su mayoría, la sala de lo penal resolvió que Iñaki continúe donde está sin aplicarle ninguna medida suavizada. El PSOE había ido demasiado lejos y, cuando intentó maniobrar para salvar la vida del preso, el PP le ha impedido la maniobra.

Una condena de muerte

La decisión de la Audiencia Nacional ha sido un golpe durísimo en la opinión pública vasca. Nadie comparte la condena de 12 años ni nadie acepta la medida adoptada esta semana. Perdón, el PP, haciendo gala de su fascismo, se ha alegrado públicamente de lo acordado por la Audiencia Nacional. El preso, que tenía 90 quilos de peso cuando inició la protesta, tiene ahora, 50. Los casi 90 días de huelga de hambre lo han llenado de llagas, convulsiones, espasmos, los médicos que lo atienden han emitidos dos informes consecutivos advirtiendo del riesgo inminente de muerte o deterioro irreversible, su abogado solicitó la libertad en base a un principio de humanidad. ¿Qué es eso? ¿Qué significa tan extraña palabra? ¿Dónde están todas aquellas voces que proclamaban que la vida es sagrada y que nadie puede atentar contra ella? Una vez más, con sus pocos recursos y con sus muchas convicciones, es el pueblo llano el que asume la tarea, casi imposible, de rescatar con vida a un preso político condenado a muerte.

29 enero 2007

La Historia: una apuesta por el Marxismo

por Rolando Rodríguez


Característica de una buena parte de la historiografía universal al uso es su cuaje a partir de simples nociones generales, sin profundizar en los contextos sociopolíticos y económicos que dieron lugar al desarrollo de los hechos, tergiversaciones a partir de posiciones ideologizantes, abjurar de la historia como ciencia social o hacer análisis pretensamente eruditos, que no ocultan su júbilo a cuenta del fin de la Unión Soviética y el campo socialista. Como resultado se han creado obras ultrapolémicas, de un positivismo acrítico o posmodernas, que terminan afirmando nada menos que ha llegado el fin de la historia o que las civilizaciones (culturas) están llamadas a chocar cataclismáticamente. Según el engendro de Fukuyama, con el triunfo de las democracias liberales y de la economía de mercado ha terminado el espacio para avanzar. Este es el punto final de la evolución ideológica de la humanidad y todo marchará en un mundo fijo de felicidad y satisfacción. En la acera de enfrente, mediante una catapulta de datos y cifras, Huntington pretende parecer la otra cara de la moneda, y a partir de la decadencia de occidente y el resurgimiento de las culturas no occidentales trata de convencernos de que la línea de fractura entre ambas será tachonada por conflictos bélicos. En los dos casos las tesis empleadas en estas obras parecen haber sido escuchadas antes; Hutington como resultado de un abundante ajiaco formado a partir de Spengler, Sorokin, Toynbee y muchos otros. Fukuyama por haber encontrado más de un siglo después la verdad absoluta de Hegel. Este en el Estado prusiano, aquel en el capitalismo occidental. Algo así, como si bastara que alguien afirmara que había dejado de funcionar la ley de la gravitación universal, para que todos los objetos comenzaran a danzar ante nuestros ojos.

Si Newton se hubiese reído de tamaña afirmación sobre la ley de la gravedad, Carlos Marx hubiera soltado una sonora carcajada ante la conveniente y afamada tesis de Fukuyama. Todo lo que queda de ella después de unos pocos años, es que la historia está más viva que nunca, más en movimiento que nunca, sobre todo en nuestra América. Como alguien dijo llegó el fin del fin de la historia.

Desde luego, en nuestro tiempo hacen falta algunas actualizaciones de la ciencia histórica: por ejemplo, la incorporación de nuevas fuentes, la búsqueda de nuevas áreas de investigación y el crecimiento a los lados en busca de las fronteras de otras ciencias sociales, sin fundirse con ellas, o la asunción de técnicas literarias. Esto enriquecerá la historiografía. No hablo por supuesto de modificar objetivos. Cada quien con los suyos.

Una de las cuestiones un tanto de moda en la filosofía y en la ciencia histórica es el problema del determinismo e indeterminismo, para darle la razón a este último y, junto con tal definición, el escepticismo. Pero vayamos por partes.

Según Johan Huizinga el historiador tiene que situarse constantemente en un punto del pasado, en que los factores conocidos parezcan permitir resultados diversos. Si escribe sobre Salamina, debe de hacerlo como si fuera aún posible una victoria persa; si se trata del golpe de Estado del 18 de Brumario debe resultar incierto que Bonaparte vaya a ser ignominosamente rechazado.

Estoy totalmente de acuerdo con este, llamémosle, indeterminismo expositivo que hace que el historiador no parezca un dios omnisciente y omnipresente, que todo lo conocía por adelantado. Desde luego, llegará el momento, un punto preciso evolutivo en que los hechos reales, si no quiere hacer obra de ficción, determinen la historia legítima. Ya entonces los persas serán derrotados en Salamina y Napoleón será rechazado por los consejos de Ancianos y de los Quinientos. Pero si bien es posible que puedan unos hechos haber sucedido y otros no, el pasaje histórico nunca puede haber acontecido de forma radicalmente contraria a aquellas circunstancias bajo las cuales se encuentran directamente sus protagonistas, y les ha legado el pasado: como dijo Marx los hombres hacen su historia, pero no a su libre arbitrio.[i]

De esa manera, cuando se expone la narración histórica se deben colocar los hechos en su lugar sin apuros por dar resultados predeterminados: la realidad es marxista, tal como lo es también la verdad, y ella se bastará para mostrarnos con un poco que la purguemos las circunstancias que le dieron lugar. Los pasajes contrafactuales no son historia, la historia es lo que realmente ocurrió y por qué ocurrió, no lo que no ocurrió y pudo haber ocurrido. En todo caso, cuando valoramos lo que no sucedió, nos afincamos en lo que sucedió realmente y, por tanto, no estaremos especulando. Por ejemplo, si razonamos qué hubiera sucedido si el general insurrecto cubano Vicente García no se hubiera sublevado en Lagunas de Varona, pudiéramos concluir que las tropas mambisas pudieran haberse unido a las fuerzas del general Máximo Gómez, que se habían propuesto invadir el occidente de la isla. Ahora, qué hubiera sucedido en lo adelante: si construimos una suposición a partir de que Gómez hubiera podido desarrollar su ofensiva sobre occidente, etcétera, etcétera, ya esto sería puramente especulativo.

A todas estas, si bien resulta aceptable la posibilidad de que la voluntad de los hombres pueda cambiar ciertamente no pocos de los sucesos acontecidos, o mejor, por acontecer, esa posibilidad de modificación tiene límites. El hombre puede torcer en buena medida sus circunstancias, pero no al extremo, por ejemplo, de hacer retroceder la historia a la edad media o hacerla avanzar de golpe en varios siglos.

Dice Nial Ferguson, profesor de historia de Oxford, que hay tres escuelas de pensamiento histórico, la religiosa para quien la causa final es la intervención divina; la idealista para la cual la historia es la transformación del pensamiento pasado mediante una estructura inteligible, y teleológica muchas veces, gracias a la imaginación del historiador; y la materialista que considera la historia inteligible en términos análogos o derivados de las ciencias naturales; es decir, como si estuviese regida por leyes naturales. Para las tres, dice, resulta inadmisible aceptar la pregunta "¿y si?".[ii] Es decir, las tres son deterministas. Mas, corrijamos este punto de vista: las dos primeras escuelas son solo una, y la tercera que postula es una vez más la del materialismo vulgar o mecanicista, no la del marxismo creador y dinámico.

No hace mucho, en dos conferencias de filósofos españoles, uno de ellos el conocido Javier Escotado, que nos visitaron, se encaprichaban en afirmar que la filosofía marxista aseguraba que todo se movía por los carriles únicos de la economía y resultaba de un determinismo a ciegas. Es cierto que Engels afirmó que Marx fue "el primero que descubrió la gran ley que rige la marcha de la historia, la ley según la cual todas las luchas históricas, ya se desarrollen en el terreno político, en el religioso, el filosófico o en otro terreno ideológico cualquiera, no son, en realidad, más que la expresión más o menos clara de luchas entre clases sociales, y que la existencia, y por tanto también los choques de estas clases, están condicionados, a su vez, por el grado de desarrollo de su situación económica, por el carácter y el modo de su producción y de su cambio, condicionado por ésta".[iii] Mas, recuérdese que Marx precisó más ampliamente que eran "las circunstancias (...) legadas por el pasado" y "[l]a tradición de todas las generaciones muertas" la que oprimía "como una pesadilla el cerebro de los vivos". Véase que Marx no habla de economía, como el eje del movimiento humano y social. Todavía más, Engels, en su famosa carta a Joseph Bloch, de septiembre de 1890, aclaraba: "Según la concepción materialista de la historia, el factor que en última instancia determina la historia es la producción y la reproducción de la vida real. Ni Marx ni yo hemos afirmado nunca más que esto. Si alguien lo tergiversa diciendo que el factor económico es el único determinante, convertirá aquella tesis en una frase vacua, abstracta, absurda. La situación económica es la base, pero los diversos factores de la surperestructura que sobre ellas se levanta —las formas políticas de la lucha de clases y sus resultados, las Constituciones que, después de ganada una batalla, redacta la clase triunfante, etc., las formas jurídicas, e incluso los reflejos de todas estas luchas reales en el cerebro de los participantes, las teorías políticas, jurídicas, filosóficas, las ideas religiosas y el desarrollo ulterior de éstas hasta convertirlas en un sistema de dogmas— ejercen también su influencia sobre el curso de las luchas históricas y determinan, predominantemente en mucho casos, su forma".[iv]

De esta manera, queda más que claro que los juicios históricos de la filosofía marxista tienden a establecerse concretamente y no mediante un determinismo mecanicista. Es posible que algunos episodios, hubiesen ocurrido de manera diferente de acuerdo a los protagonistas y sus circunstancias. Por tanto, no hay porque rechazar aquella frase tantas veces citada, de Ortega y Gasset, "yo soy yo y mis circunstancias". Es decir, en ciertas condiciones cabe la pregunta "¿y si?"; en otras no, sobre todo cuando pretende ir más allá de lo plausible e históricamente valedero. Nunca olvidemos que al plantear esta tesis, si vamos al relato contrafactual no estaremos haciendo historia sino especulando.

Permítaseme también señalar que la interpretación de la historia, como resultado de la lucha de clases, no puede ser tomada de una manera literal. Resulta, por tanto, ajustado a la filosofía marxista argumentar que, en el caso cubano del siglo XIX, a la formación histórico-social del momento cubano corresponden sus clases propias. Entonces no fue la lucha de esclavos y burgueses esclavistas la que movió la historia. En primer lugar, no se puede creer que en aquella Cuba hubiese una burguesía esclavista, sino en todo caso la que pudiera llamarse propiamente clase de los hacendados y propietarios esclavistas. Otra visión es europeo-centrista y una de las cuestiones historiográficas que debemos proponernos, es abandonar esos esquemas universales válidos para todos los espacios que terminan caricaturizando las relaciones americanas (y cubanas) y volviéndolas remedos de las concepciones europeas. Resulta un tanto difícil calificar de burguesa a la clase de los propietarios esclavistas, cuando su capital y las relaciones de producción se formaron sobre la base del trabajo esclavo y no del asalariado.

Partimos en nuestro punto de vista de la definición de Lenin sobre las clases sociales: "Las clases son grandes grupos de hombres que se diferencian entre sí por el lugar que ocupan en un sistema de producción social históricamente determinado (subrayado por el autor), por las relaciones en que se encuentran respecto a los medios de producción (relaciones que en su mayor parte las leyes refrendan y formalizan) por el papel que desempeñan en la organización social del trabajo, y consiguientemente, por el modo de percibir y la proporción en que perciben la parte de riqueza social de que disfrutan".[v] Pero incluso pudiéramos aceptar la definición de Edward P. Thompson: "Si detenemos la historia en un momento dado, entonces no hay clases sino simplemente una multitud de individuos con una multitud de experiencias. Pero si miramos esos hombres en un período conveniente de cambio social, observamos patrones en sus relaciones, sus ideas y sus instituciones. La clase es definida por los hombres en cuanto viven su propia historia y, al cabo, esta es la única definición de clase".[vi]

Creemos que en Cuba y donde quiera que, después de la llegada de Colón a América, se estableció el régimen de producción esclavista y a la escala en que se promovió, aun en medio del contexto jurídico semifeudal que regía y de las relaciones de producción capitalistas dominantes en el ámbito internacional, sus peculiaridades hacen preferible tratar esa clase, dado su carácter determinado, en correspondencia con la manera en que esencialmente producían. No es dable emplear un concepto diferente a partir de con qué producía, ni qué producía, ni para quién producía, ni siquiera lo que pensaban de sí misma. El esclavo se volvía parte del capital fijo. Esto parece lo fundamental. Tampoco ninguna tecnología o producción podía variar esa situación. El propio Marx dijo que el modo de producción capitalista que se formó en las plantaciones de América era formal. Y como la independencia no se llevó a cabo mediante la lucha de burgueses y proletarios, pues se trataba de una revolución anticolonial, debe considerarse que la liberación, durante la guerra de los Diez Años, en el caso cubano, la encabezó un sector de la clase de los hacendados y propietarios rurales esclavistas, de Oriente y Camagüey, liberado primero que todo de su propio fardo esclavista, y fue este sector el que puso en marcha la historia al lanzarse al frente de una enorme masa de campesinos y también de esclavos y culiés chinos, contra la monarquía española y sus acólitos, los grupos de poder de la península, los hacendados esclavistas peninsulares y los tenderos de la isla, fundamentalmente de occidente. Si el 10 de octubre de 1868 Carlos Manuel de Céspedes no se hubiera levantado podrían haber ido a prisión muchos de los integrantes de ese segmento, convertido en revolucionario, con el resultado posible de la dilatación por años de la lucha.

Llegado el caso del 95, fueron integrantes de las clases medias, artesanos, medianos propietarios rurales, campesinos y trabajadores del campo, dirigidos por revolucionarios radicales y pequeños burgueses urbanos y sus intelectuales, quienes marcharon esta vez a batirse contra la monarquía española, la burguesía de la península y la fortalecida clase de los peninsulares burgueses antiguos usureros, propietarios de ingenios, a los que acompañaron en silencio obsequioso la mayoría inmensa de los hacendados criollos sobrevivientes de la hecatombe de las guerras precedentes. Por igual, no deben de caber dudas de que, incluso sin Martí hubiera habido guerra de independencia hacia finales del siglo XIX o principios del XX. Ya los autonomistas no podían parar el proceso de lucha anticolonial, devenido de la Guerra Grande. La nación forjada necesitaba darle espacio al Estado nacional, y la España de las elites dominantes no estaba dispuesta a ceder un ápice de su dominación ni siquiera a los autonomistas para salvar la colonia. A la manera de John Reed, diría que, sin dudas, no resulta necesario ser neutral pero sí buscar la verdad.

Como se ve y aunque marxistas ingleses, como Edward H. Carr, rechacen la tesis contrafactual, que en el caso del levantamiento de Céspedes se enuncia, o el comienzo o no de la Guerra del 95, y califique ese análisis como un simple "juego de salón", no parece que sea una especulación. Desde luego, se trata de una hipótesis con resultados inmediatos, y no de una causa compleja de desarrollo ulterior poco plausible o múltiples variantes de desarrollo. Resultaría una especulación a largo plazo, y decir que se está haciendo historia resultaría falso.

Un ejemplo: sin echar a un lado el punto de vista sostenido, no serían criticables los criterios del inglés G. M. Travelyan, quien se interrogó sobre la posibilidad de que Napoleón hubiese triunfado en Waterloo, pero sí por reduccionista la bromista tesis de Bertrand Russell de que la industrialización se debía a la ciencia moderna, la ciencia moderna a Galileo, Galileo a Copérnico, Copérnico al Renacimiento, el Renacimiento a la caída de Constantinopla, la caída de Constantinopla a la emigración de los turcos, la emigración de los turcos a la desecación del Asia Central. Por lo cual, el estudio fundamental de las causas históricas es la hidrografía.[vii]

En el primer caso es solo un hecho que poco hubiese cambiado la historia, porque Napoleón más tarde o más temprano hubiera sido derrotado; en el segundo, la revolución industrial, dada su envergadura causal no puede tratarse tan a la ligera pues se trata de un hecho compuesto por un conjunto complejo de causas y condiciones que tiene que ver con el desarrollo de la sociedad capitalista e, incluso, Rusell la trata en la larga duración. En un caso, como establecen los defensores de las teorías contrafactualistas, las leyes de la probabilidad son aplicables y en el otro no. Por cierto, al fin y al cabo los defensores del caos, la incertidumbre y el escepticismo, terminan apoyándose en leyes generales.

Por todo esto hay que decir que la filosofía marxista tiene tanta validez hoy, como en el siglo XIX, a la hora de la interpretación histórica. Esto no quiere decir rechazar los aportes de los nuevos desarrollos o las variantes, como la historia de la ecología o la psicohistoria. Después de Annales no es posible encerrarse en estrechos caparazones. Tampoco resulta imposible ser veraz y, a la par, emplear técnicas de la narrativa, para lograr un relato más fluido, menos atrangantable.

Permítannos por tanto buscar en las viejas formas, las nuevas que podrán aplicarse en este siglo XXI.



[i]. Carlos Marx y Federico Engels: Obras escogidas en dos tomos, Editorial Progreso, Moscú, s/f, t. I, p. 231.
[ii]. Nial Ferguson: Historia virtual. Editorial Taurus, Madrid, 1997, p. 16.a
[iii]. Carlos Marx y..., op. cit., p. 229.
[iv]. Carlos Marx y..., op. cit., t. II, p. 490.
[v]. Vladimir I. Lenin: Obras completas en 55 tomos. Editorial Progreso, Moscú, 1986, t. 39, p. 16.
[vi]. Citado por Germán Colmenares: "Sobre fuentes, temporalidad y escritura de la historia". Biblioteca Virtual, Banco de la República. Colombia
[vii]. Nial Ferguson, op. cit., p. 24.

Catalunya se moviliza a favor del proceso de paz

por gara


Catalunya se moviliza por un proceso de paz tomando como ejemplo a AhotsakConvocadas por más de 80 entidades catalanas bajo el lema «Cap violència, sí al procés de pau» («Ninguna violencia, sí al proceso de paz»), unas 3.000 personas se concentraron ayer en la céntrica Plaza de Sant Jaume de Barcelona para respaldar un proceso de solución y reivindicar diálogo. Entre ellas destacó la presencia de Ahotsak.



El de ayer era el primer acto de una iniciativa impulsada por distintas plataformas y organizaciones sociales catalanas que no quieren ser espectadoras del proceso, sino que consideran imprescindible la participación activa de la sociedad civil para llegar a la paz. Los impulsores han logrado el apoyo de algunos partidos políticos, entre los que destacan ICV, EUiA, ERC, Ciutadans pel Canvi y distintas formaciones ecologistas, aunque no han conseguido todavía que se adhieran el PSC ni CiU.

Dos portavoces de la plataforma explicaron durante el acto, que reunió a unas 3.000 personas, que la convocatoria pre- tendía visibilizar la amplia mayoría que existe en Catalunya a favor de la resolución del conflicto en Euskal Herria. «A pesar del atentado, continuamos convencidos que la paz es posible y el diálogo necesario», destacaron los portavoces. Especialmente emotivas fueron las actuaciones de los cantautores Raimon y Marina Rosell, quienes subieron al escenario para apoyar la iniciativa con su música. También se escucharon, abriendo y cerrando el acto, canciones de Mikel Laboa.

Seis mujeres de Ahotsak tomaron la palabra en el acto de Barcelona para explicar cómo se ha forjado esta iniciativa que ya cuenta con la adhesión de más de 5.000 mujeres vascas. Las seis representantes coincidieron en destacar que decidieron empezar a trabajar en común a través de lo que las unía y dejar a un lado lo que las separaba. Jone Goirizelaia destacó que el camino recorrido hasta ahora por Ahotsak ha sido posible por la aceptación conjunta de tres principios básicos: entender que la paz debe implicar el respeto de los derechos; defender que no deben ponerse condiciones al diálogo y que todos los proyectos políticos puedan participar en igualdad de condiciones; y respetar que las mujeres y hombres de Euskal Herria tendrán que decidir su futuro. Y Gemma Zabaleta defendió que el proceso tiene que construirse desde la base, y terminó con un llamamiento a dejar a un lado la palabra «decepción» y recuperar la palabra «esperanza».

«No hay tregua para la paz»

El manifiesto de base del acto iba precedido por la «firme repulsa» al atentado de Barajas. Pero más allá de este rechazo, las entidades que lo apoyan se han unido bajo tres principios comunes: defender el diálogo, apoyar todas las iniciativas ciudadanas que se desarrollen en este sentido, y reafirmar que la opción por la paz debe darse en ausencia de violencia y con respeto de todos los derechos humanos para todas las personas. Termina con un significativo «no hay tregua para la paz».

Las reuniones para constituir la campaña empezaron a mediados de diciembre a propuesta de la Plataforma Aturem la Guerra (que se moviliza contra la ocupación de Irak). En las conversaciones posteriores han participado también representantes del PSC. Sin embargo, finalmente este partido, UGT y CCOO decidieron no apoyar la iniciativa, aunque sí lo hacen Ciutadans pel Canvi (que está en la órbita del PSC) y las juventudes de UGT.

Reforzar el proceso y contrarrestar la presión del PP

Reinald Roca, uno de los portavoces de la campaña, expresó a GARA su satisfacción por la respuesta lograda. «Sobre todo es positiva por las repercusiones que pueda tener. Nuestra intención es contrarrestar la presión que hace sobre el Gobierno el ‘partido de la guerra’ y defender que la solución del conflicto no puede ser policial». Seguirán reforzando el proceso desde Catalunya e «insistiremos para que se añadan quienes aún no están», destacó. -

26 enero 2007

Euskal Gazteria, Aurrera!!


El 19 de enero de 2007 el Tribunal Supremo Español ha declarado terroristas a las organizaciones Jarrai, Haika y Segi y ha condenado a 6 años de prisión a veintitrés jóvenes. La sentencia supone cerrar la vía al proyecto de la independencia, criminalizando a toda persona que luche por ese objetivo. Ofrece tu apoyo a la posibilidad de defender cualquier proyecto político adhiriéndote al manifiesto que enconrarás a continuación.



El Tribunal Supremo ha declarado TERRORISTAS a las organizaciones Jarrai, Haika y Segi, herramientas revolucionarias para varias generaciones de jóvenes que han luchado durante los últimos 27 años. Han convertido en terrorista el proyecto político del independentismo juvenil vasco; a partir de hoy, organizarse y luchar en la disidencia política será un delito penado con entre 6 y 10 años de prisión, condenando a la juventud y a la ciudadanía vasca, en general, al conflicto.

Pero durante estos 27 años no sólo se ha reivindicado la independencia, sino que pueblo a pueblo, barrio a barrio se han creado cientos de proyectos basados en un modelo de vida liberador, sin dependencia alguna. Durante 27 años, la juventud vasca ha construido los pilares de la nueva Euskal Herria, organizándose y luchando. Durante estos 27 años la reivindicación y puesta en práctica de la independencia ha sido libertad, autogestión, poder popular, espacios liberados, rebeldía,… y los/as 20.000 jóvenes que se dieron cita en el Gazte Topagunea 2006 en Etxarri-Aranatz se convirtieron en altavoces de toda esa lucha.

El Tribunal Supremo del reino de españa ha convertido en terrorista esta opción política, han pretendido cortar de cuajo las tallos de la primavera independentista que está floreciendo, en nombre de la democracia, parapetados bajo el manto del poder. Atemorizados por la capacidad de lucha de la juventud vasca, han cargado contra su legitimidad de luchar. Pero este gran movimiento juvenil está fuertemente arraigado en estos siete territorios históricos, contra toda opresión y sin necesidad de bendición santa alguna. Y han querido atacar a esa juventud, además de violar los derechos que le corresponden, han convertido en terrorismo el mero hecho de defender los derechos que corresponden a toda persona.

La no aceptación del sometimiento al poder es lo que catalogan de terrorista juzgados ficticios como el Tribunal Supremo español; la rebeldía, la determinación en lucha y la capacidad de una juventud para llevar un proyecto político de la reivindicación a la realización. Los derechos de esa juventud son los que se vulneran hoy; autogestión, organización, lucha… son palabras malditas para quienes viven al son del poder y el dinero.

Por lo tanto, los que nos adherimos a este texto expresamos lo siguiente:

- Expresamos nuestro apoyo a todos los condenados, como a toda la juventud independentista, y al Tribunal Supremo le comunicamos que estamos en contra de la sentencia y que no aceptaremos semejante majadería.
- Reconocemos a Segi el carácter y trabajo político que ha llevado a la práctica durante 27 años.
- Basándonos en ese reconocimiento, expresamos que en adelante, mantendremos la misma relación política con la organización Segi.
- Expresamos nuestro compromiso con el derecho de defender cualquier proyecto político, y a su vez, comunicamos nuestra reafirmación en la lucha por los derechos civiles y políticos.
para adherirse:

Socialismo y Comunismo

Por: Jerónimo Carrera



El debate político ahora en curso en Venezuela, novedoso hasta cierto punto por el hecho de venir impulsado desde la presidencia de la república, está tomando un giro ideológico muy interesante. Se ha puesto sobre el tapete nada menos que una amplia discusión teórica y práctica sobre el socialismo.


Claro está que para un comunista como yo, con sesenta años de plena actividad militante, y acostumbrado a las fuertes discusiones de todo tipo que siempre han caracterizado al Partido Comunista de Venezuela, resulta altamente estimulante constatar que en la revolución que hemos aceptado denominar bolivariana se ha planteado un posible rumbo –aunque todavía impreciso y poco definido- hacia la sociedad socialista. Por lo tanto me siento llamado a emitir algunos criterios al respecto.


La palabra socialismo ha ido tomando significados muy diversos, tal como sucede también con la palabra democracia, es decir, se acomoda su interpretación a los intereses de la clase dominante en una determinada sociedad. Así como podemos tener una democracia proletaria en frontal contraposición a la democracia burguesa, podríamos igualmente llegar a tener un socialismo burgués en disfrazada versión del socialismo real.


Precisamente, la conocida denominación de socialismo real surgió algunos años atrás con la necesidad de precisar bien sus diferencias con los otros socialismos, de tintes neo-utópicos, que han aparecido en muy diferentes partes del mundo después de la revolución rusa de 1917 y la creación de la Unión Soviética por los comunistas en 1922. Pero diferenciándose, al mismo tiempo, de ciertos intentos de construcción de algún “modelo escandinavo”, o de cualquier otro socialismo geográfico, como el llamado socialismo africano, o nacional, como el yugoslavo de Tito. Apartándose todos ellos, claro, del verdadero socialismo, el de Marx y Engels, correctamente titulado científico y base indispensable de todo socialismo real.


La teoría marxista es sumamente clara, y nos demuestra que la sociedad socialista es incompatible con la propiedad privada sobre los medios de producción. Esto explica, por ejemplo, por qué nuestros camaradas chinos siguen llamando China Popular –y no socialista- a su país, pese a estar allí en el poder los comunistas desde hace ya más de medio siglo y los impresionantes éxitos obtenidos.


No basta con una reforma constitucional para convertir en socialista a un país de economía poco desarrollada. Lo realmente importante es echar las bases para la construcción socialista, con miras a un desarrollo rápido e intensivo de las fuerzas productivas. Algo que sólo es posible por la vía de una acelerada industrialización, sustentada en una gran industria pesada, que a su vez genere los elementos para las industrias livianas.


Debe tenerse en cuenta que el socialismo es también incompatible con el desempleo, y significa en verdad una nueva forma de organización del trabajo, cuya finalidad es acabar con la explotación del hombre por el hombre. Lo cual equivale a garantizar a toda la población un sistema laboral con las mismas oportunidades, para todos, sin privilegios de ningún género, y con una retribución dependiente del esfuerzo personal de cada trabajador.


Justamente por eso, el marxismo considera al socialismo como la primera fase de una sociedad todavía más avanzada, que será la del comunismo, en la cual todos sus miembros podrán satisfacer sus necesidades personales en una forma que no dependerá de su aportación laboral individual. Para alcanzar tal sociedad, desde luego, la humanidad tendrá que aplicar las ciencias y las tecnologías correspondientes a escalas inmensamente superiores a las actuales.


En suma, con el socialismo no se puede hacer demagogia. Hay que decir la verdad a los venezolanos, como siempre lo hemos hecho los comunistas: el camino al socialismo es largo y duro, y en nuestro país requiere del paso previo y fundamental de una ruptura total con la dominación imperialista.

El consistorio de Iruñea niega que el monumento a los "caídos" sen la "cruzada" sea un símbolo franquista


Para el Ayuntamiento de Iruñea, el Monumento de Navarra a sus Muertos en la Cruzada carece de connotación franquista. Aunque en su cripta compartan eternidad dos generales de infausto recuerdo, Mola y Sanjurjo, y se celebren misas anuales para conmemorar los aniversarios del «Alzamiento nacional».El llamado Monumento de Navarra a sus Muertos en la Cruzada data de 1940 y es obra de los arquitectos José Yárnoz y Víctor Eusa. Su ubicación, cerrando la amplia Avenida Carlos III que parte desde la Plaza del Castillo, le da una especial presencia espacial y visual en Iruñea. Una presencia que, para una gran parte de la ciudadanía, significa un insoportable agravio por la fuerte carga simbólica que soportan sus columnas.


En la cripta de este edificio reposan los restos de, entre otros, algunos de los principales dirigentes del golpe militar fascista del 36, como los generales Mola y Sanjurjo. Este espacio subterráneo es, además, la sede de la Hermandad de Caballeros Voluntarios de la Cruz, creada por el obispo de origen baracaldés Marcelino Olaechea y constituida por ex combatientes navarros del bando «nacional» para «mantener el espíritu de la Cruzada» religiosa que supondría una de las principales bases del régimen franquista.


Aunque el uso que la citada hermandad hace de esta sede es privado, sí han trascendido algunas de las actividades que realizan. Así, por ejemplo, consta la celebración de misas en la iglesia parroquial de Cristo Rey, anexa a la cripta, en sucesivos aniversarios del golpe de Estado de 1936. Está documentada una esquela publicada en 1997 en «Diario de Navarra» bajo el título «Por los muertos en la Cruzada por Dios y por España» que hace referencia a dicho oficio religioso. También se puede constatar en un boletín de Comunión Tradicionalista Carlista colgado en internet (http://personal4.iddeo.es/ctc/fides0.htm) la celebración en el mismo lugar de una «solemne misa funeral en conmemoración del LXIV aniversario del Alzamiento Nacional» el 19 de julio de 2000, organizada por esta organización y por la Hermandad de Caballeros Voluntarios de la Cruz.


Estas evidencias son la firme base sobre la que se asienta una reclamación de la plataforma Iruñea Berria, datada en abril del pasado año, para que el Consistorio proceda a aplicar al pie de la letra el apartado de la Ley Foral de Símbolos de Navarra (aprobada en 2003) que estipula que «en el plazo de un año desde la entrada en vigor de esta ley, las autoridades procederán a la retirada y sustitución de la simbología propia del régimen franquista».


Ocho meses después, el ayuntamiento que dirige Yolanda Barcina ha contestado negándose a la reclamación de Iruñea Berria. Argumenta que el edificio ha perdido su original carácter de símbolo y es actualmente la «Sala de Exposiciones Culturales Conde de Rodezno».


Respecto a la cripta, el concejal de Presidencia, José Iribas (UPN), subraya que es un espacio de utilización privada «independizado del resto del edificio y sin accesibilidad pública, existiendo un derecho real de uso y disfrute a favor de la Parroquia de Cristo Rey..., que no puede ser vulnerado».


Recurso de reposicion


Iruñea Berria ha respondido a la decisión municipal con un recurso de reposición en el que pretende desmontar el razonamiento del edil derechista, ya que «carece de argumentación jurídica suficiente y representa una muestra de cobertura política a la simbología franquista inaceptable».


El recurso deja claro en su redacción que «éste es un edificio que se creó específicamente para ensalzar los valores del Alzamiento fascista de 1936 y para simbolizar la victoria y vigencia del nuevo régimen franquista. Nunca jamás ha tenido otros usos distintos. Pero el que en estos momentos albergue en su interior exposiciones culturales ¿es motivo suficiente para concluir que ha dejado de ser y representar lo que venía haciendo en un principio? En nuestra opinión, nada más lejos de la realidad».


Sobre todo porque, aunque se han ocultado algunos de los símbolos e inscripciones exteriores, «se mantienen referencias interiores expresas como el fresco de la cúpula, que representa una enorme apología del ideario fascista y que preside la sala de exposiciones».


Y lo que es más importante, el edificio está ligado a un acuerdo de donación con la parroquia de Cristo Rey que exige, entre sus condiciones, mantener el carácter simbólico original del polémico edificio. Esto obliga, al entender de la plataforma abertzale, a renegociar el acuerdo, porque «la existencia de la cripta, aunque esté oculta a la vista de quienes acceden a la planta del edificio, trasciende hasta el punto de condicionar la actividad y la actitud a mantener en este espacio de exposiciones».

Izquierda Unida boicotea


Izquierda Unida boicotea la aprobación por parte del Foro de Sao Paulo de un documento de apoyo al proceso de diálogo y paz en el estado español



El representante de I.U. en el Foro de Sao Paulo, Willy Meyer, impidíó que este Foro aprobara una moción de apoyo a la resolución dialogada del conflicto vasco.


La dinámica de funcionamiento en el Foro de Sao Paulo es la siguiente, existe un grupo de trabajo, que es de hecho la comisión coordinadora del foro, en el que están integrados las diferentes fuerzas políticas populares y revolucionarias latinoamericanas.


A esta comisión se le aportan las propuestas de resoluciones sobre asuntos que afectan a Latinoamérica o a otras partes del mundo, por ejemplo. Se aprobaron entre otras, resoluciones de apoyo al pueblo saharaui o a la resistencia irakí.
Pues bien, la Izquierda Castellana llevó una propuesta de apoyo al proceso de diálogo que trasladó a una buena parte de las organizaciones latinoamericanas presentes en el foro y que en general mostraron su conformidad con tal documento.


Del Estado español estábamos presentes en el foro tres organizaciones políticas, Esquerra Republicana de Catalunya, Izquierda Unida e Izquierda Castellana.


El "Grupo de Trabajo", pone como condición para que una resolución sea aprobada que cuente con el consenso de todas las organizaciones presentes de un mismo Estado en el Foro.


La propuesta de IZCA que reproducimos a continuación es firmable por cualquier organización que simplemente sea democrática y tenga una voluntad sincera de que el conflicto vasco encuentre una salida política y dialogada.


Esquerra Republicana de Catalunya dió su visto bueno al documento, cuando se lo presentamos al portavoz de I.U., abriendo la posibilidad de introducir cambios en el texto si así lo consideraban conveniente, la respuesta de I.U., fue de rechazo frontal al documento o a cualquier iniciativa que se tomara en esa dirección.


Posteriormente el representante de I.U. dedicó una buena parte de su tiempo para tratar de influir en las diversas delegaciones latinoamericanas no sólo para que el documento no fuera aprobado como resolución oficial del Foro, sino también para impedir que éste fuera leído en el plenario, es decir, para que se negara el derecho a intervenir a la Izquierda Castellana en el plenario y así poder transmitir otra visión de lo que ocurre en el Estado Español.


Por supuesto que esta segunda cuestión no la consiguieron y el documento fue leído en el plenario del XIII Foro de Sao Paulo, siendo recibido éste de una forma especialmente positiva por la inmensa mayoría de las delegaciones presentes.


No fue sin embargo aprobado como documento oficial del Foro por el boicot de I.U., que ha actuado de una forma absolutamente torticera, a sabiendas de que su rechazo provocaba automáticamente la imposibilidad de que hubiera una declaración del foro de Sao Paulo a favor de una solución dialogada al conflicto vasco, aunque la mayoría de las delegaciones estuvieran de acuerdo con un pronunciamiento en esa dirección.


Estarán satisfechos de su "victoria", otro servicio más prestado al régimen.


Sabíamos que la derechona estaba contra el proceso, sabíamos que sectores importantes del PSOE también lo estaban, pero hemos podido comprobar como también I.U . lo está y además, con una beligerancia digna de mejor causa.


Queremos destacar por el contrario la actitud especialmente constructiva de E.R.C. en este asunto.


IZCA, San Salvador , 15 de Enero de 2007




Por el dialogo la paz y la democracia en el Estado Español


La derrota electoral del partido de la derecha española, el PP, cuyo liderazgo ostentaba Jose María Aznar, el 14 de marzo de 2004, fue una condición necesaria para avanzar en la democratización del Estado Español y en la reorientación de su política exterior, pero no suficiente.


La derecha española, directa heredera del franquismo, y todos sus tentáculos sociales e institucionales, a pesar de haber sido electoralmente derrotados, a pesar de que constituyen una minoría social, muy importante desde luego, pero minoria al fin y al cabo, siguen ejerciendo una influencia determinante en la actuación política del Estado Español, condicionando esencialmente esta.


De la misma forma que Aznar sigue llevando adelante una política brutalmente beligerante contra los proyectos integradores y soberanístas en Latino América, como agente al servicio del imperialismo que es, el y su partido desarrollan una política interior en el Estado Español de estímulo a la confrontación social y entre los Pueblos.


Una de las expresiones más dramáticas de esa actitud es la oposición frontal al proceso de dialogo, paz y reconciliación en el Estado Español, especialmente en lo que afecta a la resolución del conflicto vasco.


La derecha española se ha venido oponiendo por todos los medios al proceso de dialogo cuyo objetivo era y sigue siendo la construcción de la paz en base a la profundización democrática.En la misma medida y con métodos similares se oponen a que el Parlamento Español elabore una ley de reconocimiento a las víctimas de la dictadura Franquista.


La mayoría de la sociedad del Estado Español, ha expresado reiteradamente la necesidad de abordar y solucionar ambas cuestiones pendientes.


Ello permitiría abrir un escenario en el que poder afrontar la solución de otros problemas de fondo que atañen a la sociedad: el aumento de la criminalidad organizada, especialmente el narcotráfico, la especulación urbanística y la corrupción política.


Estos fenómenos tal como se vienen conociendo últimamente tienen una intensidad dramática en el Estado Español.


Así mismo la profundización democrática permitiría abordar desde el Estado Español un acercamiento al proceso de construcción de un espacio latinoamericano progresista.


Es por ello que solicitamos de este plenario el apoyo a la siguiente resolución:


Ante los riesgos de bloqueo o ruptura que sufre actualmente el proceso de paz: Solución dialogada del conflicto vasco, hacemos un llamamiento a todos los sectores implicados en ese conflicto para que desde la aceptación de las vías democráticas y el respeto a los derechos humanos, se den objetivamente pasos reales y sinceros en todos los frentes que permitan desarrollar un auténtico proceso de dialogo que conduzca a un objetivo de paz en democracia.Este llamamiento se realiza tanto a las diversas instituciones del Estado Español como a todas y cada una de las organizaciones de la izquierda patriótica vasca.


San salvador, 12 de Enero de 2007
Izquierda Castellana

07 enero 2007

Euskal herria


Cobertura en La Haine: Acto del movimiento pro amnistía en el Velódromo de Anoeta

La Haine - Boltxe.info [2007-01-07 00:34:52]


22.00: Por último, desde el Colectivo Boltxe se llama a "continuar el proceso, poque no está roto. Llamamos a continuar el proceso pero no como venía siendo, sino a abrir una negociación real. ZP no debe tomar decisiones al estilo Aznar porque eso no lleva a la solución del conflicto sino todo lo contrario".

21.00 Radio Euskadi informa de la detención de 3 personas. También informa que durante los enfrentamientos en los manifestantes y la policía han ardido varios coches. Un dato curioso es que los jugadores del club de futbol Real Sociedad, han tenido que entrar al estadio a pie (a las 20h había partido) porque el autobús del equipo no ha podido pasar por las barricadas de fuego. Radio Euskadi ha informado que algunas de las pelotas que ha lanzado la Ertzaintza, algunas han caido en el cesped del estadio de futbol (con capacidad para 32.000 personas y de una altura considerable) y han tenido que ser retiradas por los jugadores en el precalientamiento, antes del inicio del partido. Esta imagen puede servirnos para hacernos una idea de la dimensión que alcanza la represión vivida hoy. mucho movimiento de ambulancias, en el hospital de donostia. La policía sin duda se ha dedicado a limpiar la zona para facilitar el acceso al estadio de futbol, con patrullas y furgones.

19.40: Hay patrullas de la ertzaintza que en furgonas y dotaciones a pié tratan de limpiar las calles que rodean al estadio. Las patrullas intentan garantizar el acceso al partido de fútbol. Hay también un dispositivo policial muy fuerte en la cuesta que lleva al hospital Donostia, con unas 15 furgonas de antidisturbios aparcadas. Se ha podido ver a tres chicas en una ambulancia, hay un tráfico importante de ambulancias hacia el hospital.

19.30: Boltxe hace una valoración de la situación: Es inaudito que luego de tres años y nueve meses con acciones mínimas de propaganda por parte de ETA, el gobierno Zapatero y el conjunto de partidos políticos constitucionalistas o autonomistas hayan respondido con una generalización de medidas represivas contra la izquierda abertzale, de índole juídica, penal o en forma de detenciones. Durante estos años, de manera sistemática, la izquierda abertzale y particularmente las familias de presas y presos políticos vascos han venido indicando que es rotundamente falso que no existan victimas mortales, porque ha habido accidentes de carretera graves de familiares por culpa de las medidas de dispersion y ha habido dos muertes de presos justo en el momento en que ETA decretó hace nueve meses el alto el fuego. Y la más ruín de las medidas adoptadas por el PNV fue agredir incluso a quienes participaron en el entierro de ambos militantes. Igualmente el movimiento pro Amnistía ha señalado que las condiciones de vida en las cárceles han empeorado de manera sistemática, que se ha recortado el número de visitas de manera escandalosa, tratando de llevar a los presos al máximo ailsmiento y restricción en su comunicación con sus entorno afectivos. De esta forma, las posibilidades de un proceso que pudiese salir adelante son mínimas, cuando el gobierno Zapatero ha querido repetir la experiencia catalana con ETA, ofreciendo de salida un proceso con posibilidades pero sin mejorar para nada ni las condiciones de las prisiones ni ofertar en ningún momento posibilidad alguna de que Batasuna participe en las elecciones de manera legal. En este caso el Gobierno directamente apostó por la ruptura. Ahora, a pesar de propiciar medidas que tratan de responsabilizar a ETA de la nueva situacion creada despues de lo sucedido en Barajas, hay que decir con absoluta claridad que la responsabilidad única de que no haya un proceso en marcha en este momento es de quien ha ofrecido solo palabras y gestos hacia el Congreso de los diputados, con la atención siempre puesta en superar electoralmente al PP. Y no ha tenido en cuenta que un conflicto de las características de este, que se tendría que haber abordado en una mesa, no tenía ninguna salida.

19.20: Olano en su intervención se dirigió a Zapatero pidiéndole que no tome decisiones precipitadas a pesar de la presión a que pueda estar sometido, porque también en Euskal Herria hay miles de personas que están sometidas a esa presión, emplazándole a continuar con el proceso. Tamnbién manifestó que este mismo mes volverá a hacerse una convocatoria similar para que el Movimiento pro Amnistía pueda presentar sus propuestas de apoyo al proceso de paz.

19.12: Unas 200 personas han cortado la calle en la plaza Pío XII. La represión comenzó cuando las miles de personas reunidas frente al estadio se han dirigido hacia la Avenida de Madrid, pero la Ertzaintza impedía el paso por la citada calle, que estaba literalmente tomada por los policías, por lo que toda la gente se sentó en el suelo. Minutos después, Olano propuso a los manifestantes finalizar la manifestación cantando el "Eusko Gudariak", para evitar detenciones. En el momento en que los asistentes comenzaban a disolverse, la Ertzaintza cargó injustificadamente contra ellos. Hay un inmenso colapso circulatorio en toda Donosti.

19.00: Continúan los enfrentamientos en los alrededores del estadio, la ertzaintza está disparando pelotas de goma. Se acercan a esa zona ambulancias y bomberos, así como gran cantidad de furgonas policiales. Siguen las carreras y las cargas. Hay contenedoras volcados y quemados, con la basura desparramada a modo de barricadas.

18.50: Según medios empresariales, fueron varios miles las personas que han secundado la convocatoria del Movimiento pro Amnistía a un acto de similares características al que fue prohibido ayer por la Audiencia Nacional. Los 'abertzales' no pudieron acceder al recinto deportivo, cuyo perímetro fue acordonado por la Ertzaintza, pero celebraron una manifestación en los alrededores, prohibida por el Gobierno vasco, la que en estos momentos está siendo reprimida por ese mismo Gobierno.

18.45: A las 20 hs. debía comenzar el partido de fútbol Real Sociedad - Osasuna, pero la gente que vendría al estadio de momento no está acudiendo, ya que tiene que pasar por aquí o por calles adyacentes, lo que es bastante peligroso. La ertzaintza continúa reprimiendo, aunque no consigue acercarse a los manifestantes porque hay grupos de gente que se enfrenta con piedras y cócteles molotovs alrededor del estadio.

18.42: La gente ha respondido a la represión con piedras. En todas las calles aledañas es difícil respirar por el olor a bote de humo, hay carreras y empieza a haber conatos de enfrentamiento. En este momento en la calle Amara hay una impresionante barricada de fuego, sale una gran humareda negra, llegan los bomberos y hay una tensa calma en toda la calle.

18.23: La Ertzaintza ha comenzado a cargar. Disparan a mansalva.

18.22: Habla Olano, informando que notifica que el consejero de Interior ha decidido que esta concentración es ilegal. Se reafirma en el sentido de que hay que conseguir las condiciones democráticas. Olano está llamando a la gente a continuar con la lucha, indicando que finaliza el acto. Se está recogiendo la pancarta en medio de un canto multitudinario, "Eusko Gudariak" (Himno del soldado vasco). Toda la gente está con el puño levantado en un ambiente de mucha emoción y tensión. Se grita "El pueblo no perdonará"

18.20: La gente sigue sentada cantando canciones de solidaridad con los presos y algunas canciones históricas de lucha de la izquierda abertzale. Una delegación de Astkatasuna y Arantxa Zulueta, abogada de presos, continúa negociando con la Ertzaintza mientras la gente grita "Iñaki libertad". Ha habido momentos de bastante tensión al encontrarse la pancarta de cabecera con el muro represivo. Ahora se grita "A ellos la ley antiterrorista"

18.10: Alguna gente levanta el puño, se corea "Iñaki de Juana libertad" y "No nos detendréis" en euskera. La calle Amara está colapsada, la gente sigue sentada y la ertzaintza enfrente, con las armas preparadas pero en actitud tranquila. Simplemente no se permite pasar y la gente ha optado por sentarse.

18.06: Se ve mucha tensión en el ambiente, la ertzaintza no permite avanzar a la manifestación. La gente grita "PNV español", Juan Mari Olano se planta delante de la pancarta de cabecera, mientras la gente, más de dos mil personas, se sienta en el suelo gritando "Presos a la calle, amnistía total". De momento ho hay represión.

18.04: En la calle Amara la Ertzaintza está con las porras desplegadas. Mientras la gente se acerca, grita "La lucha es el único camino". La policía avanza hacia la gente, se ve una muralla de escudos con las escopetas dispuestas para disparar. La ertzaintza comunica que no se puede pasar pero la gente avanza, se inicia una negociación entre dirigentes pero no hay acuerdo.

18.02: Miles de personas corean "Presos a la calle, aministia total". Parece que se va a iniciar una manifestación, la gente se dirige a la carretera y comienza a marchar con una pancarta que pone "Condiciones democraticas para el pueblo". Hay una nube de fotógrafos y cámaras. La ertzaintza está enfrente a la gente, se paran en este momento justo en la carretera, con gritos de "Sin amnistia no hay paz" y "Golpear hasta vencer". Se ha iniciado la movilización por una calle paralela pero la ertzaintza se dirige hacia allí, la gente grita "PNV español".

18.00: Está interviniendo Juan Mari Olano, portavoz habitual del movimiento Pro Amnistía en la misma explanada ante las dos mil personas, con un despliegue del cuerpo especial de la ertzaintza brigada móvil, antidisturbios de acción rápida. No estaba previsto que hablara Olano, pero la Guardia civil ha retenido a la persona que iba a intervenir, la compañera de Igor Angulo, que fue uno de los dos últimos preso de ETA muertos en prisión.

17.57: A lo largo de las calles adyacentes se ven grandes grupos de personas en actitud de participación en el acto. La actitud amenazante de la Ertzaintza hace que la gente no termine de acercarse a la puerta del estadio, pero tampoco se aleja, mostrando así su solidaridad con el proceso de paz. Esta actitud recuerda a los actos que se daban durante la dictadura franquista.

17.55: La Ertzaintza ha acordonado el perímetro del Velódromo para impedir la celebración del acto convocado por el movimiento pro amnistía. Los impedimentos también han llegado por parte de la Guardia Civil, que ha instalado un control en Galarreta y ha retenido el autobús en el que viajaban representantes del ámbito internacional que se disponían a acudir al acto, a los que ha hecho bajar del vehículo.

17.50: Entre los presentes se ve a dirigentes abertzales como Joseba Permach o Joseba Alvarez. Hay banderas rojas de Euskal Herriko Komunistak, con banderolas adjuntas de "Presoak etxera" (presos vascos a Euskal Herria). En el recinto hay una pancarta de Segui con el lema "El PSOE está matando a Iñaki de Juana. Lo vuestro sí que es terrorismo, asquerosos. Libertad a Iñaki ya". Hay banderas de Navarra y alguna de Ocitania, nacionalidad del Estado francés y de Cataluña.

17.40: La concentración alcanza ya las tres mil personas en la puerta del estadio, el campo de fútbol de la Real Sociedad. En los alrededores hay multitud de personas. Empiezan a aparecer furgonetas de la Ertzaintza, que se quedan en las calles contiguas al campo, un helicóptero de ese cuerpo represivo está parado justo encima de la gente y es objeto de una vibrante silbatina.

17.15: Representantes del Movimiento pro Amnistía manifestaron esta mañana que, "en función de las condiciones objetivas", llevarán a cabo un acto lo más similar posible al que tenían previsto celebrar inicialmente dentro del estadio, que ayer fue prohibido por la Audiencia Nacional, por lo que mantiene su llamamiento a la ciudadanía a acudir, a las 17.30 horas, a las puertas del Velódromo de Anoeta. El abogado Joseba Agudo solicitó a las "distintas policías que se comporten de la forma más correcta posible ante la avalancha" de personas que puedan acudir a Anoeta.

17.05: Se ve una buena cantidad de gente acercándose al estadio de Anoeta en Donostia (San Sebastián) en pequeños grupos, para participar en el acto que comienza a las 17:30. Están llegando bastantes autobuses, hay una aglomeración importante en la calle Amara. Acaba de llegar Tasio Erquicia, miembro de la Mesa Nacional de Herri Batasuna durante muchos años.

02 enero 2007

PCPE ante el atentado de ETA

DECLARACIÓN DEL COMITÉ EJECUTIVO DEL PCPE ANTE EL ATENTADO DE ETA EN EL AEROPUERTO DE BARAJAS

1.- El CE del PCPE considera que esta acción –según todas las informaciones, realizada por la organización ETA-, es expresión de las graves dificultades por las cuales pasa el proceso de negociación en Euskadi; proceso que se inició a partir de la tregua declarada por esa misma organización el pasado 24 de marzo. Este bloqueo del proceso es expresión, por una parte, de la pugna entre las fuerzas enfrentadas en el conflicto (por un lado, la oligarquía española –representada por el gobierno Zapatero-, y, por otro, la mayoría del pueblo vasco, con un largo proceso de lucha y sacrificio) y, de otra, de la incapacidad de los actores políticos que operan en el proceso para seguir profundizando en las condiciones que posibilitaron el anuncio de tregua. En este sentido, denunciamos la máxima responsabilidad del gobierno por su falta de voluntad para dar pasos concretos que faciliten el desarrollo de la tregua.

2.- El CE del PCPE expresa su desacuerdo tanto con la intransigencia negociadora del gobierno Zapatero como con la acción de ETA del día de hoy. Una y otra posición tienen un carácter aventurero, y operan en sentido contrario a los intereses de la mayoría del pueblo vasco y de su clase obrera. La decisión del gobierno de suspender todas las iniciativas para el diálogo tampoco ofrece ninguna salida al atasco del proceso y abunda en su equivocada actitud de estos meses. Por su parte, la organización ETA debería dejar, de forma inequívoca, espacio al liderazgo político y renunciar de forma clara a intervenir con más acciones como la de hoy.

3.- El PCPE hace un nuevo llamamiento a no cerrar la vía de la negociación política en Euskadi con todos los actores presentes en el conflicto. El proceso, abierto el 24 de marzo, es una oportunidad que no debe ser truncada por ninguna de las partes. Todas ellas tienen una alta responsabilidad en poner todo su esfuerzo en que se logre una solución superadora del conflicto, y nadie debe asumir la responsabilidad de hacer fracasar la iniciativa en marcha.

4.- El CE del PCPE reitera su llamamiento para impulsar un proceso unitario, de todas las fuerzas de izquierdas del Estado Español, para apoyar el proceso de negociación en Euskadi y la superación política del conflicto con el reconocimiento de los derechos nacionales del pueblo vasco. El PCPE considera que esta iniciativa política es imprescindible para impulsar una salida progresista y democrática al proceso en marcha acorde con los intereses y aspiraciones de la clase obrera y los sectores populares de Euskal Herria y del resto de pueblos de España.

Comité Ejecutivo del Partido Comunista de los Pueblos de España
Madrid, 30 de diciembre de 2006 www.pcpe.es

La responsabilidad de la paralización del proceso es del Gobierno español y del PSOE

x La Haine

Batasuna instó al PSOE a que tome medidas y dé pasos para que este proceso político pueda ser resolutivo y viable, empezando por el respeto e igualdad de condiciones para la izquierda abertzale.
Batasuna expresó su voluntad «clara e inequívoca» de llevar el proceso resolutivo hasta el final, aunque advirtió de que el esfuerzo de una sola parte «no es suficiente». Tras achacar al PSOE la actual situación de «inviabilidad», comentó que en los próximos meses todos deberán «actuar con valentía».

Tras constatar que la resolución del conflicto a fecha de hoy no está más cerca que hace nueve meses y responsabilizar de ello al Gobierno español, Batasuna reiteró ayer su voluntad «clara e inequívoca» de «llevar el proceso resolutivo hasta sus últimas consecuencias».

El mahaikide [portavoz] de Batasuna, Pernando Barrena, tras explicar que en estas últimas semanas ha habido pocas novedades, insistió en que con las condiciones actuales un proceso resolutivo «no es posible» y «no tiene viabilidad».

En la línea lanzada en comparecencias anteriores, insistió en que sólo una de las partes, como es la izquierda abertzale, «no es suficiente para que este proceso avance», sino que resulta necesario «el concurso de otros agentes políticos, especialmente del Gobierno español». Batasuna instó al PSOE a que tome medidas y dé pasos para que este proceso político pueda ser resolutivo y viable, empezando por el respeto e igualdad de condiciones para la izquierda abertzale.

«Proceso de imposición»

Barrena, que ofreció una rueda de prensa acompañado por el también mahaikide Joseba Alvarez, mostró preocupación por el «sesgo» que el PSOE y el Gobierno español «están imprimiendo a este proceso político». El dirigente de Batasuna afirmó que «hoy en día difícilmente se puede hablar de un proceso de resolución» y definió la actual coyuntura como un «proceso de imposición».

Barrena recordó que en Euskal Herria a día de hoy se siguen prohibiendo manifestaciones, apaleando manifestantes en la vía pública o manteniendo clausuradas sede políticas. En opinión del mahaikide de Batasuna, estas actuaciones pretenden «condicionar permanentemente a una de las partes e incluso negar el debate político necesario para que el proceso resolutivo sea una realidad».

«Tras este triste balance», Barrena tildó de «lamentable» la situación y achacó la responsabilidad a la actuación del Gobierno español y del PSOE.

Batasuna criticó también las «posición arrogante» mantenida por el Gobierno español, «alardeando de no haber hecho nada para que este proceso político avance». Pernando Barrena explicó que «si verdaderamente pretende la resolución del conflicto, el PSOE estaría utilizando todo los medios posibles para dar pasos reales en ese sentido».

Barrena lamentó que la actitud del PSOE no vaya en esa dirección y subrayó que «a fecha de hoy no hay condiciones para garantizar el proceso».

Mismo objetivo

Batasuna recalcó una y otra vez que, pese a este diagnóstico, tiene «voluntad clara e inequívoca» de «llevar este proceso hasta sus últimas consecuen- cias». Del mismo modo, el dirigente abertzale sostuvo que, igual que hace dos años o hace nueve meses, hoy en día también el objetivo de la izquierda abertzale consiste en «situar a Euskal Herria en un escenario verdaderamente democrático». En ese camino, Barrena apostilló que «hay que abrir un nuevo ciclo político sobre las coordenadas de la autodeterminación y la territorialidad».

El mahaikide de Batasuna recordó que éstas son demandas exigidas por la mayoría social de este país y Batasuna, tal y como expuso, «une su voz a la de la ciudadanía vasca para exigir que este proceso dé salida a esas demandas».

Al entender de Batasuna, la labor de todas las formaciones vascas debe ser «atender estas demandas» y aseguró que en los próximos meses «todas las partes» tendrán que «actuar con valentía» y «asumir riesgos» para «avanzar en un proceso político, si efectivamente la intención es llegar a un escenario resolutivo».

En opinión de Batasuna, Euskal Herria «necesita con urgencia un escenario y un nuevo marco donde la ciudadanía de los siete herrialdes tome decisiones y pueda tener voz propia en Europa».

En ese sentido, Batasuna reivindicó su «gran bagaje de lucha». Y señaló que «seguirá luchando codo a codo con todos los sectores populares que han abierto esta oportunidad histórica para la resolución de conflicto y con la Euskal Herria que camina hacia la autodeterminación y la territorialidad».

Chávez y la construcción del "socialismo desde abajo" a través de un Partido Único

El discurso que reavivó el debate ideológico :: Días después de su más contundente triunfo electoral, Chávez pronunció un duro discurso instando a los partidos políticos que lo acompañan (desprestigiados por la corrupción y el oportunismo de muchos cuadros que ocupan cargos en el Estado) a que se disuelvan para conformar el Partido Socialista Unido de Venezuela
Aunque con críticas al modelo estalinista y apelaciones a construir el “socialismo desde abajo”, “entre todos”, remarcó Chávez que quien desee mantener su organización por fuera del partido único “deberá salirse del gobierno”. La contundencia del discurso, que muchos califican de histórico, reavivó el debate ideológico en las organizaciones populares de Venezuela.



--------------------------------------------------------------------------------


Principales pasajes del discurso pronunciado por el presidente Hugo Chávez en el Teatro Teresa Carreño de Caracas, en un acto de reconocimiento al Comando Miranda, el 15 de diciembre de 2006

(...) Ahora, hay otros temas que yo considero que son importantes también pero no tienen la prioridad que tiene el tema del socialismo, como el tema del partido. Desde que salí de la cárcel estoy oyendo, y participé años y años en ese debate, que si un frente [...] porque cada partido tiene que mantener su identidad; que si el color mío es éste, y el color del otro es el otro...Que si las siglas... ¡Olvidémonos de todo eso! Eso es algo intrascendente. Un partido unido es lo que requiere la revolución. Un partido, no una sopa de letras, con lo cual estaríamos cayéndonos a mentira y estaríamos engañando al pueblo. Miren, fíjense, desde que salí de la cárcel estoy oyendo y participando en ese debate, y no voy a perder tiempo en ese debate de nuevo [...]. No hay tiempo que perder. Por lo tanto, aquellos partidos que estén establecidos y que no quieran, bueno, yo los dejo en total libertad de seguir su camino, tienen toda la libertad de seguir su camino...

Se los advierto, no tengo tiempo para enfrascarme en un debate que sería insulso, absolutamente insulso. ¡Ah! ¡no!, que si cada partido entonces va a elegir un representante a una instancia superior, yo me sé ese cuento y no quiero oírlo más. ¡Eso no sirve!

Ahora, fíjense, he pensado mucho en esto en estos días, durante noches y madrugadas después del 3 de diciembre, y voy a seguir haciéndolo todos estos días. Voy a estar sobre todo estudiando, escribiendo, leyendo y oyendo cosas, debatiendo. Ahora, fíjense, [...] Ustedes recuerdan el gran esfuerzo que hicimos en la “Batalla de Santa Inés”, ¿verdad?

Y luego yo le pedí a todos que no desactiváramos las UBEs, las Unidades de Batalla Electoral, y las patrullas; sin embargo no me pararon, y en casi todo el país el esfuerzo se perdió... Bueno, no se perdió, porque eso quedó ahí. Quiero desde aquí recordar a las patrullas de “Santa Inés”, a los patrulleros, a las patrulleras, a las Unidades de Batalla Electoral.

Sólo en algunas partes se mantuvieron. Bueno, ahora, no debemos permitir que ocurra lo mismo ahora con la gran victoria del 3 de diciembre, con los batallones, los pelotones, las escuadras.

Fíjense, quiero recordar [algunas cifras]: total de batallones que logramos activar en todo el país: 11 mil. Total de pelotones que logramos activar, que trabajaron, y me consta que trabajaron, y a ustedes les consta más que a mí, cómo trabajaron activamente todos esos días y noches, calle por calle. Cómo batallaron el 3 de diciembre desde la madrugada, la logística, la votación, el cuido de los votos, todo eso. Pelotones —pongan cuidado aquí— pelotones: 32 mil 800 pelotones. ¡Hay que ver el esfuerzo organizativo que esto significó! Escuadras: 3 millones 850 mil escuadras en todo el país.

Ustedes son parte ese esfuerzo, de esa estructura que está allí ¿verdad?, viva. Y a ustedes allá donde me estén oyendo, por radio, o viendo y oyendo por televisión, quiero que ustedes lleven este mensaje: que en ninguna parte se desmonte ni una sola escuadra.

[...] Así que a partir de mañana los comandantes de las patrullas, es decir, las escuadras; los comandantes y las comandantas de los pelotones y de los batallones, a reunir a la tropa; la tropa buena, que es el pueblo. ¡A reunirlos!

[...] dejo en libertad a cualquiera de quienes están cerca de mí, puede ser hasta mi hermano Adán, pues, a cualquiera: del MVR (Movimiento V República), del PPT (Patria Para Todos), de Podemos (Por la Democracia Social), del Partido Comunista (PCV), del MEP (Movimiento Electoral del Pueblo), de UPV (Unidad Popular Venezolana), de Gato, de Culebra... de Lago, Mi Gente, Conive, Unión. [...] yo los dejo en libertad a toditos. Si me quedo solo en la mitad del desierto, bueno me quedaré solo en la mitad del desierto.

(…) Pero, pero, miren, yo Hugo Chávez Frías, hijo de Hugo de los Reyes y Elena, nacido en Sabaneta el 28 de julio de 1954, hace 52 años y medio ya, declaro hoy que voy a crear un partido nuevo.

Voy a crear un partido nuevo. Invito al que me quiera acompañar que venga conmigo, que venga conmigo a ese partido nuevo.

Y ese partido nuevo, ese partido nuevo no va a ser, óiganme bien, por favor, porque quiero concentrarme con cuidado, porque el tema es complejo, es difícil, aunque en el fondo para mí no es difícil ¿no?, pero lo llenan de complejidad, lo quieren volver difícil y es facilito, para mí es facilito, por eso es que yo no voy a entrar, con el perdón de todos, a perder tiempo en unos debates estériles. No, no.

Fíjense, fíjense, fíjense. Los partidos que quieran, bueno, que se mantengan, que se mantengan solos ellos, pues, claro saldrían del gobierno, de mi gobierno saldrían.

Conmigo quiero que gobierne un partido, un partido. Porque cada día hay más partidos, una catorcera de partidos. Miren, óiganme lo que les voy a decir, con toda franqueza, ustedes saben que es verdad. Yo veía por allí a algunos en televisión diciendo: “Que nuestro partido sacó no sé cuántos votos, y el otro sacó...”. ¡Esos votos son de Chávez! ¡Esos votos no son de ningún partido!

¡No se caigan a mentiras! Esos votos son del pueblo, pues. [...] Yo agradezco mucho la gran labor de los partidos políticos, pero eso no es así. Que si votaron por el partido nuestro, por el otro. ¡Mentira! El pueblo fue a votar, el pueblo fue a votar .... ¡No dividamos al pueblo!

¡Unámoslo cada día más! Uno de los grandes dramas de Bolívar fue precisamente la división, que terminó matándolo y terminó matando a la Gran Colombia...

Asistentes ¡Bolívar vive!

¡Sí, Bolívar vive en nosotros!, pero el Bolívar de carne y hueso, aquel que dejaron sin tumba en Santa Marta, y que allá reposa en el Panteón Nacional [...] no a un muerto, porque Bolívar nunca murió, Bolívar está vivo en nosotros y ha vuelto con una fuerza infinita.

Bolívar no hablaba de los partidos políticos, él hablaba de las divisiones. Pero entonces nosotros necesitamos, para esta nueva era que comienza, una estructura política, un instrumento político que se ponga al servicio no de parcialidades ni de colores, al servicio del pueblo y la Revolución, al servicio del socialismo.

Bien, entonces les venía diciendo lo siguiente: Hugo Chávez convoca al país, a sus seguidores, a todos los revolucionarios y revolucionarias; los socialistas, las socialistas; los patriotas, las patriotas, a la juventud venezolana; invito a los obreros y obreras, trabajadores, a las amas de casa, a los profesionales y técnicos, a los empresarios nacionalistas; invito a los indígenas de mi Patria, invito a las juventudes de la Patria, a las mujeres de Venezuela, los invito, las invito, a construir un instrumento político unitario.

[...] He estado pensando hasta en el nombre, he estado pensando hasta en el nombre, que no va a ser Culebra. No.

Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV). Me gusta ese nombre, por aquí lo tengo anotado. Miren, les voy a decir algo más, fíjense en esto: ustedes saben que yo soy uno de los fundadores del Movimiento V República, yo soy su presidente, y aunque no me da tiempo de atender muchas cosas del partido, y algunas las delego en el Comando Táctico Nacional (CTN), en los líderes, normalmente estoy pendiente del partido. (…)

Ahora, les voy a decir algo, los instrumentos políticos, desde mi punto de vista, sobre todo cuando hay una Revolución, se convierten en transitorios; o si no son transitorios, al menos deben ir marchando al ritmo del proceso revolucionario, al ritmo de los cambios, de las aceleraciones revolucionarias.

[...] Donde me estén oyendo muchachos, el año que viene vamos a ir allá, a aquella montañita, cerca de San Mateo de Anzoátegui, donde el subteniente Hugo Chávez, que ya andaba envenenado, envenenado de Patria digo yo [risa] en lo positivo; ya, a pesar de que estaba en un puesto antiguerrillero, sin embargo más bien sentía simpatía por las ideas que decían defender. Yo no conocía a ningún guerrillero, pero oía, leía. Yo andaba leyendo en esos días a Jorge Plejanov, por ejemplo, y ya en mis manos andaba el libro de Vladimir Ilich Ulianov, Qué hacer; o el otro que se llama El imperialismo, fase superior del capitalismo.

Porque cuando yo era cadete me la pasaba por 23 de Enero, por Catia, por Los Magallanes, por aquí por El Cementerio, por aquí por Las Chaguaramos, y entonces me la pasaba jugando béisbol los fines de semanas, e hice muchos amigos. Mi hermano Adán andaba también, ese es uno de los culpables, de los más grandes ¿no?, de todo esto. Digo yo culpable, pero uno de los causantes, porque él andaba ya en el movimiento de Douglas Bravo, el PRV-Ruptura, entonces me pasaba papeles, libros, libritos, me hablaba, etcétera, y me fue llevando el Adán. ¡ell Adán! ustedes lo ven ahí, calladito.

[...]Bueno, entonces en esa ocasión yo juramenté a aquellos cuatro soldados, ellos eran tropa, yo era subteniente. Juramentados quedaron allá en una montañita, era el Ejército Bolivariano de Liberación del Pueblo de Venezuela (EBLPV), era mayor la cantidad de [letras de la] sigla y el nombre que la cantidad de soldados que tenía aquel ejército [risa].

Pero tenía muchas esperanzas, todos teníamos... Bueno, yo era el mayor y tenía 23 años, ellos tenían 18, 19. Eran muchachos campesinos, pero eran sargentos y cabos. Bueno, ese fue el primer germen de un instrumento político.

Luego, a los pocos años ya, yo estaba en Maracay, y la situación se comenzó a aclarar un poco más. Ya los oficiales, compañeros y amigos ahí en los paracaidistas, en los blindados. ¡Maracay, Maracay! Ya uno estaba un poquito más maduro, allá me casé, allá nació Rosa Virginia, allá uno fue madurando. Y por cierto en Maracay fue que compré [estos libros]... Los primeros libros que yo compré, una colección, fueron éstos, y los conseguí por ahí después de tantos años. Son cuatro tomos: socialismo, comunismo, capitalismo y fascismo [de Irin Fetscher].

(…)Lamentablemente pasaron los años y llegó el día de la rebelión y fuimos solos, ningún movimiento político, de los que conocían de la rebelión, actuó. Algunos porque no quisieron, otros porque no pudieron, y otros porque no supieron. Entonces nos quedamos solos los militares. No, yo no culpo a nadie, fue parte de las circunstancias.

[...] yo he pasado por tantas cosas que no quiero estar discutiendo más ese tema. Porque en esos años de la construcción del Movimiento Bolivariano, el MBR-200, uno tenía que reunirse con un movimiento político por aquí y el otro por allá y el otro por allá y yo una vez les plantee: “Bueno pero vamos a unirnos todos”, pero no, no se querían unir, cada quien quería ser como el dueño del movimiento. [...] el divisionismo, a veces el protagonismo, el individualismo. De todo eso hubo en aquella época. Bueno, pero lo que les estaba diciendo es que nació el MBR-200, y por cierto, le dije a Diosdado la otra vez: “Por allí hay unos señores [ a quienes ] vi en televisión hace unos días hablando del MBR-200. Eso es incorrecto, el MBR-200 existió, pero ya pasó a la historia.

Entonces no es ético que venga un grupo de personas a tomar el nombre y a registrarlo. No, no vale, eso ya pasó, eso cumplió su período y a eso es a lo que me quiero referir. El Ejercito Bolivariano de Liberación del Pueblo de Venezuela cumplió una etapa, fue un impulso, una semilla chiquitica pero ¡qué grande para nosotros y para mí en lo personal! Ahí comenzó ese camino, era el mes de octubre de 1977, el próximo año se cumplirán 30 años.

[...] El MBR-200 existió en varias etapas desde aquel 17 de diciembre de 1982 en el Samán de Güere hasta el 19 de abril de 1997 cuando decidimos en una asamblea crear lo que después se llamó el Movimiento V República. El MBR-200 dio paso al Movimiento V República como partido político.

El MBR-200 primero fue un movimiento, bueno, tipo bolchevique, una organización secreta de profesionales de la política, de conspiradores. Muy pequeña. Antes del 4 de febrero no llegó a tener mil miembros, era secreta pues.

Cuando yo salí de la cárcel comenzamos [...] otra etapa del MBR 200. Ya no era una organización secreta ni estaba conspirando, no. En cada ciudad, en cada pueblo teníamos aquellos comandos regionales, asambleas, hacíamos congresos nacionales, lanzamos el proyecto de asamblea constituyente, lo debatíamos, los discutíamos. Entonces andábamos solos como grupo político, no era un partido todavía y había otros grupos aliados o potencialmente aliados que no compartían nuestra posición y nosotros tampoco la de ellos. En ese momento mucha gente me pidió que me inscribiera en alguno de esos partidos hermanos de la izquierda, mucha gente me pidió que me lanzara de candidato a gobernador en aquellas elecciones de 1995: que si en Barinas, que si Aragua, que si alcalde. Yo dije: “No, nosotros a lo que vamos es a la constituyente, nosotros a lo que vamos es al poder, necesitamos ir al poder para poder transformar el país.

Y luego cuando vimos que las circunstancias se tornaban de alguna manera favorables, porque es que tampoco es que eran muy favorables pero ya teníamos una fuerza en la calle, una organización en todo el país y, bueno, un liderazgo extendido por todo el país, un proyecto de la asamblea constituyente. Entonces fue que decidimos lanzar la candidatura de este humilde servidor de ustedes a la Presidencia de la República y crear un partido para inscribirlo en el Consejo Nacional Electoral. Y como no aceptaban el nombre de MBR-200 —porque la ley prohíbe utilizar el nombre de Bolívar en un partido político—, en un juego de palabras una madrugada recuerdo que se me ocurrió, bueno, MVR para que sonara igual y además coincidía con lo de V República, parte de nuestro proyecto, y le llamamos Movimiento V República.

Y [ahora] hablo como presidente de ese partido y fundador del mismo: así como el Ejercito de Liberación del Pueblo Venezolano cumplió su etapa, así como el MBR-200 cumplió su etapa, el Movimiento V República también cumplió ya su etapa, debe pasar a la historia.

[...] fíjense ustedes en esto: fueron 15 años como Movimiento Bolivariano Revolucionario 200, diez clandestino, del 82 al 92, y cinco como un movimiento abierto del 92 al 97, en total quince años. El Movimiento V República nació en el 97 y pasará a la historia en el 2007, diez años de existencia.

Digo esto para un poco señalar el rumbo.

Yo le pido, con todo respeto, a los comandos y las direcciones y los militantes de los demás partidos políticos aliados que discutan esto. [Que lo hagan] ellos, a mí no me llamen a discutir, porque yo no voy a discutir. Les pido perdón, no tengo tiempo, no tengo tiempo para discutir esto, no.

Estoy hablando ahora a nombre del Movimiento V República y [...] pido, bueno, que analicen esto los demás partidos. Algunos tienen una gran trayectoria de muchos años, como el Partido Comunista de Venezuela —vaya mi respeto al Partido Comunista—, otros son más recientes, bueno el Movimiento Electoral del Pueblo tiene también una larga trayectoria, el partido Podemos es más reciente. Sabemos como surgió y como un grupo de líderes lo levantó después de la caída histórica de partidos de izquierda o que fueron de izquierda en una época y terminaron hechos nada, hechos papilla. También el PPT, sabemos como nació el PPT y sabemos la jornada que hasta ahora ha cumplido.

Yo espero y pido a sus directivos que discutan, discutan y eso sí, que pronto me comuniquen la decisión que tomen.

Ahora yo les hago la invitación, a nombre del pueblo, a que pongamos de lado los partidos y creemos el Partido Socialista Unido de Venezuela.

Ahora, oigan bien comandantes de batallones, de pelotones y de escuadras, a ustedes doy estas indicaciones para la acción a partir de hoy con el fin de estructurar desde abajo el Partido Socialista Unido de Venezuela [porque] las escuadras, los pelotones y los batallones van a ser la estructura básica nacional del Partido Socialista Unido de Venezuela, la estructura nacional.

[...] Cuando cayó la Unión Soviética, ¿qué trabajador salió a defender [ese proceso]? Y se supone que era el régimen o el sistema de los trabajadores y no salieron los trabajadores a defenderlo. ¿Qué cosa tan extraña, no? [Eso ocurrió] porque se elitizó, se convirtió en un régimen elitista que no pudo construir el socialismo. Nosotros aquí vamos a construir el socialismo venezolano, el modelo original socialista venezolano.

Necesitamos para esta nueva era la conformación del Partido Socialista de Venezuela Unido, unido, así lo propongo y que todas estas corrientes de la izquierda venezolana, bueno, vengan y [y se construya] desde abajo. Por eso el censo de cada escuadra, de cada pelotón, de cada batallón.

Ustedes saben que desde el comienzo debemos ser en esto muy estrictos en cuanto al tema moral, el tema ético y eso depende de ustedes, porque ustedes son los que conocen allá a la gente en las comunidades. Aquí no puede haber ningún ladrón, ningún corrupto.

[...] Ahora el partido debe nacer no con fines electorales —aún cuando estará en condiciones de dar batallas electorales como las hemos venido dando—. El partido tiene que trascender lo electoral, por eso es bueno que nazca ahora que no tenemos elecciones en lo inmediato. El Partido Socialista..., incluso yo digo que a los batallones deberemos llamarlos, desde allá abajo, batallones socialistas, pelotones socialistas, escuadras socialistas.

Se trata de levantar y dar la batalla de las ideas. Ya no es la batalla electoral, seguramente tendremos que darla en los próximos años, pero en este momento hay que levantar la batalla de ideas sobre el proyecto socialista, y para eso ustedes, todos deben estudiar mucho, estudiar mucho, leer mucho, discutir mucho, hacer mesas redondas, mesas cuadradas, reuniones de la escuadra, del pelotón socialista. ¡A leer! Y nosotros aquí en los comandos o los grupos que hasta ahora están impulsando esto o estaremos impulsando esto, tenemos que difundir mucha información, folletos.

(…) Ustedes tienen que ser sabios, tenemos que estudiar mucho la política verdadera, [que] no es la política esa de cuántos diputados voy a tener yo y cuántos gobernadores y cuánto es la cuota mía. ¡No chico, eso no! ¡Eso tiene que pasar! ¡Esa es la Cuarta República viva!: el reparto, las tajadas.

Dejemos eso, echemos todo eso en un saco.

[...] el Partido Socialista Unido por supuesto será el más democrático de los partidos de la historia venezolana. Así será, el más democrático, ahí se discutirá, se abrirá el compás. Se elegirá por la base a los verdaderos líderes, por eso es que ustedes deben tener los registros.

Ya basta del dedito, el dedo y muchas veces, casi siempre, muchas veces no, casi siempre, porque yo no me meto en los niveles locales, ni en los niveles estadales, era el dedo mío. He tratado de ser justo siempre, eso sí, cuando se me ha pedido que yo tome decisiones de candidaturas. Pero es mejor que vengan desde abajo, desde las bases. Que sea el pueblo el que tome las decisiones como está escrito aquí en esta Constitución desde hace siete años y no lo hemos cumplido. Ya llegó la hora [de hacerlo], llegó la hora.

(…)Ahora fíjense, vuelvo al tema, aquí escribí aquel día, el triángulo, primero: la política, la política desde este punto de vista debe definir qué es lo que queremos, hacía dónde es que vamos, los objetivos, la política y eso debe decidirse en colectivo pero debe decidirse, hay situaciones extremas en las que no hay tiempo de estar decidiendo a través de asambleas y todo ¿no?, pero eso depende de las circunstancias y los momentos, la política debe definir hacía dónde vamos, cuáles son las metas, los objetivos, qué es lo que queremos.

Segundo: la estrategia, la estrategia debe definir cuáles son los caminos para ir hacía los objetivos establecidos por la política.

Y el tercer elemento de este triángulo, que pudiéramos llamarlo el triangulo de la victoria, el tercer elemento es el poder. El poder debe responder a la pregunta con qué instrumento de poder vamos a ir caminando o avanzando hacía los objetivos. Es un triángulo virtuoso —así dijo Isea que es un intelectual, estudioso de la política, ese es un muchacho que estudia mucho—.

(…)Tomando en cuenta ese triángulo —anoté aquí— desde el punto de vista del gran objetivo: profundizar y expandir el proceso revolucionario, continuar acelerando la construcción del socialismo.

(…)Ahora ¿cómo hacerlo? Hay muchas maneras, muchas estrategias, una de ellas es la que tiene que ver con el tema indígena. Aquí la anoté, la voy a leer tal como la anoté aquí: incorporar repotenciándolo, actualizándolo, el socialismo indígena o indo-venezolano. [...] Ese socialismo tenemos que respetarlo, ayudar a fortalecerlo y que más bien ellos nos den el ejemplo, ellos son como una semilla que debe expandirse, multiplicarse. Fíjense que es al revés de lo que mucha gente ha planteado. Mucha gente ha dicho: “Vamos hasta las comunidades indígenas para ayudarlos”; más bien vamos a pedirle ayuda a ellos para que cooperen con nosotros en la construcción del proyecto socialista originario.

Me decía el gobernador Rangel Gómez hace poco allá en Bolívar, conversando, que él se ha dado cuenta cómo los consejos comunales por ejemplo, funcionan rápido y bien sobre todo en las comunidades indígenas. Claro, si es la cultura de ellos de siglos, en cambio la nuestra no, porque a nosotros nos envenenaron con el capitalismo, el individualismo, el egoísmo.

[...] El otro tema, Elías está por allá, lo he hablado con él en estos días varias veces, Elías Jaua, el socialismo agrario que es otro componente del socialismo nuestro. Por ahí está Braulio Álvarez, cuánta experiencia tienen las comunidades de Yaracuy, por ejemplo, en este modelo socialista agrario. Vamos a aprender de esos campesinos que han vivido en comunidades trabajando juntos, produciendo juntos, enfrentando juntos los problemas...

Y vamos a traer esos modelos a los barrios, a las urbanizaciones, vamos a ir creando espacios socialistas, yo estoy pensando mucho en esto, e incluso he pensado en crear un sistema de incentivos especiales para aquellos barrios, aquellos batallones, aquellas parroquias donde el socialismo, nosotros veamos que está de verdad floreciendo, vamos a incentivarlos. Yo los incentivo desde el punto de vista moral, material, el apoyo del gobierno revolucionario, en fin...

[...] Entonces hay que socializar la tierra, esa es otra parte, es decir, aquí no podemos hablar sólo de la moral socialista, no, estaríamos cayendo en el tema del socialismo utópico, o el amor platónico, esos amores desde lejos: ¡Te amo desde lejos! Bueno, nosotros tenemos un amor muy grande: que es más que amor frenesí. Pero como el amor platónico, el socialismo utópico se quedaba en lo contemplativo, no ofrecía soluciones a los problemas hasta que llegó Carlos Marx, Federico Engels y lanzaron el manifiesto comunista y la tesis del socialismo científico, y empezaron a proponer soluciones.

La transformación del modelo económico es fundamental si queremos construir un verdadero socialismo. Entonces hay que socializar la economía, el modelo productivo, crear un modelo nuevo, verdaderamente nuevo, y en eso estamos fajados, pero claro que estamos apenas visualizando el camino, de allí los Fundos Zamoranos, de allí los Núcleos Endógenos de Desarrollo.

Cada uno de los espacios —y yo en eso he sido muy firme con mis ministros y ministras— cada espacio de los nuevos que estamos creando, que estamos recuperando, por ejemplo La Marqueseña allá en Barinas, [...] esas 2 mil, 3 mil y tantas hectáreas, ese es un territorio socialista. Eso no puede envenenarse con el capitalismo, cada trabajador allí debe estar imbuido de la tesis de nuestro socialismo bolivariano, cristiano, robinsoniano, indoamericano. La Marqueseña es un núcleo de desarrollo socialista. Este núcleo endógeno aquí en Caracas, ¿cómo se llama? Fabricio Ojeda, eso tiene que ser un espacio socialista, y no sólo que ese espacio [sea socialista] sino que desde allí hay que irradiar como ondas en todo el contorno geográfico y humano: la tesis y la praxis de un socialismo nuestro, de una nueva sociedad, de una nueva existencia colectiva, de la igualdad, de la libertad, de la democracia verdadera profunda. Bueno, temas, temas del Partido Socialista fundamentándose desde hoy.

[...] Luego está el programa, esa es otra de las ideas, el programa, el proyecto. De eso hablaremos en otra ocasión, hasta ahora veníamos avanzando en cinco líneas estratégicas, ahora lo anunciaremos en enero, ya yo lo comenté en algunos programas, pero lo anunciaremos ya con detalle, con un libro, un folleto, habrá siete grandes líneas estratégicas.

La primera de ella la ética socialista, volvemos al tema, la moral socialista, la primera de las líneas estratégica de la nueva era...

Luego en lo económico construir una economía productiva socialista

En lo político, profundizar la democracia revolucionaria, que eso es socialismo. El socialismo no está reñido como algunos creen o pudieran creerlo, o en otras épocas se planteó para otras realidades y otras circunstancias con la democracia. No, no. [.. ] uno de los planteamientos de Carlos Marx es precisamente el de la dictadura del proletariado, eso no es viable para Venezuela en esta época, no. Democracia, democracia popular, democracia participativa, democracia protagónica. Y precisamente de la necesidad de ampliar y profundizar el proyecto es que he hablado del otro tema, el partido, el proyecto, el socialismo del Siglo XXI, la reforma de la Constitución, todo está relacionado, vean ustedes.

(…) Nuestra Constitución que hoy llega a su séptimo aniversario, desde mi punto de vista, lo vengo diciendo hace ya como dos años, requiere algunos cambios. Entonces por ahí he leído también —y yo respeto todas las opiniones, pero doy la mía por supuesto—, [que como yo dije] que voy a nombrar una comisión, y estoy estructurándola y lo anunciaré cuando la tenga estructurada, una comisión presidencial para ir elaborando las propuestas de reforma, yo no dije Asamblea Constituyente...

Me parece de un absoluto sin sentido en este momento estar planteándonos Asamblea Constituyente. No, esta Constitución es una de las más avanzadas del mundo, habrá que hacerle algunos cambios para transitar esta nueva etapa, esta nueva era...

[...] Al respecto les adelanto algo, invito, y esto no tiene nada que ver con los batallones, ni con los pelotones para que no nos confundamos. Pero cuando tú me hablaste del poder popular, ahí está la clave, el poder popular, los Consejos Comunales. Les hago un llamado aquellos donde no se han elegido todavía los Consejos Comunales, háganlo, porque me voy a dedicar mucho más de lleno al trabajo, hemos avanzado bastante este año, pero todavía hay muchas partes en el país donde no se han cumplido los requisitos para que en asamblea de ciudadanos y ciudadanas se elija el Consejo Comunal y el Banco Comunal como parte del Consejo Comunal.

El Consejo Comunal es el instrumento y ahora se me ha ocurrido otra idea, el Consejo Comunal que es parte del proceso, un paso más adelante, el Consejo Comunal debe trascender lo local, por lo tanto estoy pensando en una especie de federaciones regionales de Consejos Comunales para que se unan los Consejos Comunales y tengan instancias de coordinación en espacios mayores al espacio de su propia comunidad; esto para seguir fortaleciendo el poder popular, ese es el poder constituyente. Así que el poder constituyente ni es trascendente al poder constituido, como dicen algunos teóricos; el poder constituyente tampoco es inmanente al poder constituido, ni tampoco se integra al poder constituido. No, el poder constituyente es la soberanía, el poder originario permanente, expansivo y radical revolucionario del pueblo construyendo su destino, construyendo su camino, construyéndose...

[...] A nosotros nos ha costado, pero aquí vamos, se impone la voz de las mayorías. Respetamos a las minorías, pero es la mayoría la que se impone al final, esa es una regla fundamental de la vida de una Nación, de la vida de una República, de la vida de una democracia, una democracia...

[...] Quiero que desde ahora mismo los Consejos Comunales se expandan mucho más, se profundicen la democracia popular desde las bases, eso es fundamental en la construcción del socialismo democrático y económico, porque ustedes ¿por qué creen que el año pasado asignamos 2 billones de bolívares a los consejos comunales, a los bancos comunales, y este año van a ser 5 billones de bolívares para los consejos comunales?, y estoy seguro que ustedes sabrán administrar como lo han hecho, sabiamente, esos recursos [a través de] los Bancos Comunales, para mejorar la vida de las comunidades.

Créanme que yo estoy, como les dije hace un ratito, hace cinco minutos, ahora más comprometido, mucho más que antes. Esta campaña sirvió para muchas cosas, una de ellas me impactó muchísimo, les confieso que montado en ese camión, que algunos llamaron irónicamente la carroza, pero que no era sino el camión revolucionario. En ese camión, montado con un grupo de compañeras, compañeros y camaradas, en varias ocasiones de ver aquel frenesí me dieron ganas de llorar, de ver al pueblo, a ese pueblo, ese pueblo todavía con muchas necesidades, con muchas necesidades, pero consciente, demostrando una gran conciencia política, una gran madurez política.

(…) Por eso yo ahora estoy dispuesto a hacer ajustes, cambios, para lograr mayor eficiencia en el gobierno, para lograr mayor eficacia en la administración.

Yo —y ya salió por ahí en un periódico, lo vi hoy— les he pedido a todos, al vicepresidente, a todos los ministros y ministras que me acompañan, desde José Vicente hasta Adán,—estoy tan agradecido de todos ellos, han sido insignes trabajadores— , que me dejen en plena libertad para reformular el gabinete de gobierno, para hacer algunos cambios, algunos ajustes.

[...] Hemos fallado en muchas cosas, pero yo me pongo por delante, es decir yo soy el primer responsable de las fallas del gobierno. Nunca me ha gustado, ni es mi estilo decir que no, que los responsables son los subalternos. No, yo asumo la responsabilidad, siempre la he asumido. Pero todas estas reflexiones es para ratificar que estoy, como lo escribí aquel día memorable, mientras ustedes estaban desplegados a lo largo y ancho de la Patria bella, de la Patria bonita, de la Patria Bolivariana, esto que dice aquí: “Capitán, navega con la ola popular; timonel, afina el rumbo, templa el nervio, vuela con el viento. ¡Venceremos!”.