Buscar este blog

16 octubre 2015

ELA sigue denunciando al Gobierno de Nafarroa

ELA exige a Gobierno y resto de partidos a suprimir urgentemente los convenios del Servicio Navarro de Empleo con estas tres organizaciones, que incluso sufragan sus gastos generales (700.000 euros anuales) a cuenta del erario público. El nuevo Gobierno oculta en los convenios bilaterales de 2015 qué cargos de la estructura de UGT, CCOO y CEN se abonan con cargo a los Presupuestos de Navarra
ELA ha tenido acceso a 17 convenios firmados para 2015 entre el Servicio Navarro de Empleo (SNE) y UGT, CCOO y CEN. Hasta ahora, y tal como denunciamos recientemente, se conocía el dinero público destinado (10,2 millones), pero no el contenido concreto de los convenios. Además, la última denuncia de ELA sobre responsables de UGT y CCOO cobrando sus nóminas del Presupuesto de Navarra se refería a 2014, y hoy contamos ya con los datos de 2015, aún más escandalosos.
De entrada, el dinero para formación en el empleo que debe asignarse por concurso abierto se ha camuflado bajo convenios para concedérselo directamente a estas tres organizaciones. Y además, estas partidas del Presupuesto de Navarra de 2015 se destinan a financiar las estructuras, personas y gastos ordinarios de UGT, CCOO y CEN. De hecho, casi todos estos convenios reconocen como actividades a desarrollar las funciones ordinarias de cualquier organización sindical (nada que ver con formación), tales como visitas a empresas, realización de estudios, impresión de folletos informativos, atención de consultas…
Entre los innumerables datos disponibles, destacan algunos por su crudeza en el uso ilegítimo de fondos públicos. Así, en esos 17 convenios se destinan en total 3,9 millones de euros a pagar nóminas de empleados/as de UGT, CCOO y CEN, cifra que daría para abonar unos 122 salarios anuales (coste laboral medio en Navarra). Y lo más grave: esa cifra no incluye el pago a docentes de cursos, recogido en otras partidas. En el caso de la CEN, además, figuran 1,7 millones de euros destinados a charlas y conferencias para su propia promoción, con pagos de miles de euros a ponentes bien conocidos.
ELA denuncia también que el nuevo Gobierno de Navarra ha ocultado la identidad de las más de 100 personas que cobran su nómina directamente del Presupuesto de Navarra de 2015, bajo la excusa de la protección de datos. Sin embargo, se trata de un argumento sin consistencia, ya que los mismos convenios del 2014 (con UPN en el Gobierno) se publicaron. Además, tras analizar la Ley de Protección de Datos y la Ley Foral de Transparencia, ELA denuncia que no existe ningún respaldo jurídico para esta labor obstaculizadora del Gobierno de Navarra actual, que se está dedicando a encubrir las prácticas de CEN, UGT y CCOO.
Por si fuera poco, en esos 17 convenios se destinan 718.000 euros a sufragar los gastos generales de UGT, CCOO y CEN (luz, agua, teléfono, dietas, kilometrajes de sus liberados…), una cifra desmesurada que se paga desde el Presupuesto público como si fueran sedes del Gobierno. Para rematar, hay partidas de 18 euros destinadas incluso a costear los bolígrafos con que UGT y CCOO firman los convenios. Y por cada convenio se abonan 8.000 euros para los honorarios del auditor que supuestamente fiscaliza a estas organizaciones (y de esta forma, evitan presentar las facturas directamente al SNE).
Conviene recordar que ante la denuncia de ELA la propia presidenta Barkos afirmó públicamente que la investigarían. No sabemos en qué punto se encuentra esta investigación, pero el hecho de que se esté ocultando la identidad de las personas que están detrás de estas millonarias subvenciones no va en esa dirección. ELA quiere recordar que quien más información tiene es el Gobierno, y va camino de ser el último en denunciarlo.
ELA también quiere recordar que UGT, CCOO y CEN continúan sin dar una explicación creíble sobre este escándalo, y van a agravar su error si continúan recurriendo a la mentira. ELA denuncia que liberados de estas organizaciones cobran directamente del Gobierno de Navarra y en el caso de UGT se argumentó que en el caso del secretario general de una federación se comunicó al SNE su cese en el programa correspondiente. Otra falsedad más: esa persona promovía elecciones sindicales por las empresas mientras debería haber estado dedicada a formación (adjuntamos pruebas).
Ante esta evidente mala gestión de recursos públicos, ELA anunciará en breve las iniciativas judiciales dirigidas a esclarecer todo esto. Mientras tanto, ELA insta a los partidos políticos a poner en marcha una comisión de investigación parlamentaria y a no apoyar los Presupuestos de Navarra de 2016 si no cambia radicalmente el modelo del SNE, empezando por suprimir estos convenios bilaterales destinados a costear el funcionamiento de CEN, UGT y CCOO.
Por otro lado, ELA trasladará próximamente al Gobierno su propuesta sobre el diseño y funcionamiento del Servicio Navarro de Empleo (SNE), que deberá regirse como un organismo enteramente público y de gestión democrática y transparente.

No hay comentarios: